Rosario, edificios de hasta 10 mts. en la periferia

Rosario, edificios de  hasta 10 mts. en la periferia

  •  En pocas semanas el reglamento definirá el perfil urbano de los cordones perimetrales de Rosario.

Son franjas que ocupan el 70 por ciento de la ciudad, después de las vías  del Ferrocarril, la calle Marull y el Bv.  Segui, se permitirá hasta 10 metros de altura, con viviendas familiares y multifamiliares, no colectivas, y los edificios de 6 o 9 pisos sólo serán posibles en las avenidas.

El problema está focalizado en la convivencia de las actividades productivas y residenciales. Para eso en 60 días presentarán el Plan Integral de Suelo Productivo, que ordena la relocalización de las industrias contaminantes.

Los concejales están asumiendo que deben finalizar con el Plan Urbano y aprobar el reordenamiento de los cordones perimetrales, según el presidente de la Comisión de Planeamiento del Consejo, Jorge Boasso.

La definición de índices de ocupación, alturas y usos permitidos, son algunos de los puntos para definir las NORMATIVAS URBANÍSTICAS DE LA CIUDAD, dando origen a cuatro cordones perimetrales que llevan el nombre de sus zonas cardinales: norte, noroeste, oeste, sur y sudoeste.

Cuando más rápido se dicten las normativas existirán menos  distorsiones, que abundan al momento de ejecutar obras,  más allá de lo permitido, ya que en la periferia están surgiendo edificios en altura, que esta normativa no permitiría.

Se fijaron tres categorías con respecto a las permitidas en el anterior Código Urbano (1967). Las actividades que estén más en contacto con las áreas residenciales serán los menos restringidos, como los depósitos. Otras actividades productivas, siempre de acuerdo a su nivel de contaminación, tendrán una década para radicarse en sectores a convenir.

El Plan Integral de Suelo Productivo, en que trabajan las áreas de Planeamiento y Producción serán los que dictarán definitivamente la rehubicación de estas actividades industriales y se darán a conocer en 90 días.

Hay que recordar que en el 2008 se aprobó la normativa para el área central y su primer anillo (zona ubicada entre bulevar Oroño, avenida Pellegrini, 27 de Febrero, Vera Mujica y avenida del Valle).

En 2012, fue el segundo anillo que va desde las calles citadas hasta las vías del Ferrocarril Belgrano, calle Marull y bulevar Seguí, primer límite de los cordones perimetrales, cuyos indicadores podrían quedar reglamentados en dos semanas.

Imágen: Plano de Rosario de 1980.